Infomed

Algunas ideas para el mejoramiento cualitativo de las Jornadas Científicas estudiantiles.

[Versión para imprimir][Recomendar a otros][Versión PDF]

“…necesitamos una investigación universitaria que aporte soluciones concretas a los problemas de salud, de impacto social y económico”… DrC. Agustín Lage Dávila, Director del Centro de Inmunología Molecular.

“Es menester para las universidades cubanas la participación activa de sus profesores y estudiantes en los programas de ciencia tecnología e innovación que son determinantes para la continuidad de nuestro proyecto social, por su contribución a la calidad de vida de nuestro pueblo (…)”. Miguel Díaz-Canel Bermúdez, Conferencia inaugural. La universidad por un mundo mejor. Universidad 2010: 7mo. Congreso Internacional de Educación Superior; 8 de febrero de 2010. La Habana. 

Estimo que para alcanzar, mantener y perfeccionar resultados en la Actividad Científica Estudiantil (ACE), que incluye la Jornada Científica Estudiantil (JCE) como su máximo exponente, el área de Investigaciones y Extensión Universitaria de la Facultad, su Consejo Científico y el designado para la ocasión y sus equivalentes en los P.U y en otros escenarios, los vicedirectores docentes a esas instancias, la FEU, profesores, tutores, los Departamentos docentes de M.G.I e Informática Médica y todos los alumnos, incluyendo los ayudantes, deben trabajar en conjunto y encomiablemente en fortalecer la ACE y conducirla acertadamente en todos los estudiantes, por años y escenarios docentes. 

En esta dirección se deberán tener en cuenta, entre otros varios objetivos generales y particulares, los siguientes: - elevar el nivel de preparación científica de los docentes – ofrecer a los estudiantes programas de capacitación extracurricular en metodología de la investigación (ej. Tiempo electivo), - desarrollar habilidades para la búsqueda de información científica, -  aplicar técnicas y métodos pedagógicos participativos, - promover y fortalecer las investigaciones en la Atención Primaria de Salud, - impartir talleres sobre las “Normas EPIC-2010”, - velar por el cumplimiento de la ética de las investigaciones, - garantizar la selección de tutores y tribunales adecuados, - propiciar la vinculación de los estudiantes a las investigaciones desde el primer año de las carreras, -vincular la ACE al Banco de Problemas investigativos de la facultad, sede docente, Asignatura, Disciplina, Departamento docente o ayudantía, - orientar que las Revisiones bibliográficas a realizar por los alumnos de los 2 primeros años se vinculen a temas y problemas de salud priorizados, específicamente en su promoción y prevención, en el caso de los alumnos de primero y quinto semestres con las Asignatura de MGI correspondientes y en el de los Alumnos ayudantes, preferentemente, con la línea de investigación del tutor de su ayudantía. Todo esto y más hasta lograr un sistema de acciones encaminadas a la adecuada preparación del estudiante y del docente en función de la investigación.

Particularmente, en cuanto la JCE desde el punto de vista organizativo, pienso que los alumnos no pueden ser autores de más de 3 trabajos y que cada trabajo no debe contar con más de 3 autores. 

Los autores y tutor de los trabajos deberán serán los mismos desde la base hasta cualquiera de los niveles superiores que pueda alcanzar el mismo. 

Los estudiantes de primero a tercer año presentarían sus trabajos inicialmente en los P.U., mientras los estudiantes del resto de los años y los Alumnos ayudantes, lo harían en los escenarios docentes correspondientes. Los seleccionados pasarían a la actividad de nivel municipal (Facultad).

A tono con las orientaciones de la Estrategia Curricular de Investigación e Informática del Plan de Estudios Perfeccionado de la Carrera de Medicina, Resolución Ministerial 23/2013, del área de Docencia e Investigaciones del Ministerio de Salud Pública, en el primer semestre, los trabajos seleccionados por el colectivo de MGI, contando con la opinión del Departamento de Informática Médica, pueden ser recomendados para ser presentados en la JCE de la Facultad, mientras que los estudiantes de quinto semestre que desarrollen en su totalidad la investigación encomendada o que conformen un proyecto de calidad, serán igualmente recomendados para ser presentados en la misma.

Los trabajos que sean seleccionados a un nivel determinado por su calidad tendrían que cumplir con las observaciones realizadas por los tribunales, si así fuera, para optar por el aval del órgano científico a ese nivel para pasar a niveles superiores, con la excepción de los recomendados referidos anteriormente, que ya cuentan con la opinión del Departamento de Informática Médica y el aval por selección del Departamento MGI. 

A todos los trabajos se les realizaría oponencia desde la base con profesores o profesionales no docentes, con el perfil de conocimiento adecuado al tema de presentación, incluso valorarse Alumnos ayudantes de 5to y 6to años, propuestos por sus tutores y aprobados por sus Departamentos docentes, para fungir como oponentes en trabajos presentados por alumnos de los dos primeros cursos de la carrera y también participar como integrantes de tribunales. Se exceptuarían, como es lógico, los que cuentan con la opinión del Departamento de Informática Médica y el aval por selección del Departamento MGI. 

El Comité Científico de la JCE a nivel de Facultad debe velar por que cada trabajo  que se vaya a presentar a este nivel cuente con el aval del órgano científico correspondiente de los P.U. o de otro escenario docente, donde fué previamente presentado y selecionado y para los trabajos que corresponden a la Estratégia Curricular de Investigación e Informática que cuenten con la opinión del Departamento docente de Informática Médica y el aval por selección del Departamento docente de MGI. De esta manera, todos los trabajos que se defenderían a nivel de Facultad se acompañarían de este documento de crédito.     

Los profesores fungirían como tutores, asesores, oponentes, así como miembros de tribunales y de las Comisiones Científicas designadas al efecto a los distintos niveles. Los de mayor categoría docente e investigativa integrarían los tribunales a cada nivel. 

Por último se propiciará y distinguirán a los alumnos y tutores que mantengan durante JCE consecutivas la presentación de trabajos sobre la misma línea de investigación.  

Invito a otros interesados en la formación, eficiente y eficaz, de los recursos humanos que debemos formar para bien del futuro de nuestra sociedad aportar otras ideas que se sumen a las anteriormente consideradas, hasta convertirlas en una “lluvia” colectiva. 

 

Principales documentos consultados.

1. Resolución Ministerial No. 23/2013, anexo No.1. Plan de Estudios Perfeccionado  de la Carrera de Medicina.  MINSAP. Área de Docencia e Investigaciones. 

2. Ministerio de Salud Pública. Resolución No. 15/1988. La Habana: MINSAP; 1988. (Enero 18, 1988). 

3. Fidel Iliizastegui Dupuy. Fundamentación de la investigación en la educación médica superior. Educ Med Super. 1989; 3(1-2):5-18.

4. Cuba. Ministerio de Educación Superior. Resolución No. 210/07.La Habana; 2007.

5. Miriam Jorge Fernández, Doris Yisell Rubio Olivares, Raquel González Sánchez, Jorge Fundora Mirabal, Julio César Castellanos Laviña, Ormandy Cubelo Menéndez, et al. La formación investigativa de los estudiantes de Medicina. Educ Med Super v.22 n.4 Ciudad de la Habana oct.-dic. 2008. versión ISSN 0864-2141

14. Lage Dávila A. La investigación en salud como elemento integrador entre la universidad y los servicios de salud. Rev Cubana Educ Med Sup. 1995;9(1). Disponible en: http://www.bvs.sld.cu/revistas/ems/vol9_1_95/ems04195.htm

 


 

Desarrollado por Drupal, un Sistema de Gestión de Contenidos (SMS) de recursos abiertos (open source).